Haz capturas de pantalla en tu PC sin usar ninguna app

En más de una ocasión seguro que habéis querido realizar una captura de pantalla desde tu ordenador sea cual sea el motivo. Todos hemos buscado programas que nos permitan realizar una captura para enviársela a un amigo, para guardar una imagen que se encuentra en formato webp y un largo etcétera. Pero ¿sabías que puedes realizar una captura de pantalla sin usar ningún programa o app por parte de terceros?

No, no hace falta descargar absolutamente nada. Solamente con las herramientas que nos ofrece el sistema operativo de Windows podemos realizar capturas de pantalla de diversas formas. A través de distintos atajos en el teclado y funciones de Windows nos basta y sobra para obtener una. A continuación, haremos un repaso de las diferentes formas con las que podremos realizar una captura de pantalla:

La herramienta de Recortes, una opción desconocida para muchos

Sorprendentemente, una de las alternativas más útiles y efectivas que encontramos a la hora de buscar hacer una captura es casi desconocida para la mayoría de las personas. Esta versión fue integrada hace mucho tiempo en Windows, pero por alguna razón los usuarios desconocen su existencia. Hablamos de la herramienta Recortes.

Para realizar una captura a través de la herramienta Recortes bastará con pulsar las teclas Shift+Windows+S. Tras ello veremos como un pequeño menú ha aparecido en la parte superior de nuestra pantalla. Este cuenta con cuatro opciones de recorte, lo que nos da la posibilidad de seleccionar la zona que pretendemos capturar. De este modo evitaremos filtrar datos de gran relevancia por error. Solo con clicar, arrastrar el ratón para cubrir la zona y soltar nuestra captura estará copiada en el portapapeles. Ahora debemos dirigirnos al chat y pulsar Ctrl+V para insertar la imagen.

La tecla Impr Pant, nuestra fiel compañera

Seguramente este sea el método que la gran mayoría conoce debido a su extrema sencillez. Solo con pulsar la tecla Impr Pant tendremos una captura de pantalla en el portapapeles, aunque tu ordenador no te lo notifique, como si ocurre en el caso anterior. El problema de esta opción es que captura la pantalla al completo, lo que puede ser problemático en ciertas ocasiones.

Si queremos recortar una parte concreta de la pantalla tendremos que dirigirnos a Paint o Photoshop. Como el primero viene instalado de fabrica en los dispositivos lo utilizaremos como ejemplo.

  1. Abre el programa Paint y pulsa Ctrl+V. Ahora veremos que ha aparecido en el lienzo nuestra captura.

  2. En el apartado Imagen pulsa la opción Seleccionar.

  3. Clica y arrastra el ratón por el área que quieras enviar.

  4. Dirígete de nuevo a la sección Imagen y pulsa Recortar

  5. Ve a Archivo y selecciona Guardar como.

Listo, tu captura estaría lista para ser enviada. Como has visto, esta opción es más tardía y rudimentaria que la anterior. Por lo que lo ideal sería que utilizaras otras opciones, aunque el libro de los gustos siempre está en blanco.

Una alternativa similar, pero directa al grano

Esta opción es parecida a la anterior, ya que también dependeremos del uso de la tecla Impr Pant. Sin embargo, la particularidad de esta alternativa es que la captura de pantalla se realizará de manera directa y se almacenará en Equipo>Imágenes>Capturas de pantalla.

Para ello solo tenemos que pulsar la tecla Windows+Impr Pant y veremos como la pantalla se ha oscurecido por menos de un segundo. Tranquilo, no pasa nada, esto significa que el proceso ha sido realizado correctamente. Tu captura se ha almacenado en la ubicación que te hemos proporcionado en el párrafo anterior. Lo único que debes hacer ahora es seleccionar la imagen y recortarla con las herramientas de Windows.

Estas son algunas de las formas que existen para realizar una captura de pantalla sin perder el tiempo en descargar e instalar una aplicación. Como ves, estas son muy sencillas de utilizar, sobre todo la primera de ellas. Ya puedes realizar capturas a diestro y siniestro. Desinstala el programa que descargaste para realizar capturas y opta por estas funciones que contienen todos los ordenadores con Windows 10.